Hizb 6

Hizb 6
Traducción

Continúa el sura 3.- La Familia de Imran……………….

(15)
Di: ¿Queréis saber algo mejor que eso?
Quien tenga temor (de Allah), tendrá junto a su Señor jardines por los que corren los ríos; allí serán inmortales, tendrán esposas puras y complacencia de Allah. Allah ve a los siervos.

(16)
Los que dicen: ¡Señor nuestro! Creemos, perdónanos las faltas y presérvanos del castigo del Fuego.

(17)
Los pacientes, los veraces, los que se entregan a la obediencia, los que dan, y los que piden perdón en el tiempo anterior al alba.

(18)
Allah atestigua que no hay dios sino Él, así como los ángeles y los dotados de conocimiento, rigiendo (Su creación) con equidad.
No hay dios sino Él, el Inigualable, el Sabio.

(19)
Realmente la práctica de Adoración ante Allah es el Islam*.
Los que recibieron el Libro no discreparon sino después de haberles llegado el conocimiento, por envidias entre ellos.
Y quien niega los signos de Allah… Cierto es que Allah es Rápido en la cuenta.
* [Es decir, la práctica o forma de adoración que Allah acepta es el Islam, la sumisión.]

(20)
Si te cuestionan, di: He sometido mi rostro a Allah, al igual que los que me siguen. Diles a los que recibieron el Libro y a los ignorantes: ¿No os someteréis*? Si se someten habrán sido guiados, pero si se apartan… La verdad es que a ti sólo te incumbe la transmisión. Allah ve a los siervos.
* [Es decir, ¿No os haréis musulmanes?]

(21)
Realmente los que niegan los signos de Allah y matan a los profetas sin derecho alguno y matan a quienes ordenan la equidad entre los hombres… Anúnciales un castigo doloroso.

(22)
Esos son aquéllos cuyas acciones serán inútiles en esta vida y en la Última; y no tendrán quien les auxilie.

(23)
¿No has visto cómo los que recibieron una parte del Libro recurren al Libro de Allah para que sirva de juicio entre ellos y cómo luego hay un grupo que da la espalda y se desentiende?

(24)
Eso es porque dicen: El Fuego no nos tocará sino días contados. Lo que habían inventado les ha falseado su Práctica de Adoración.

(25)
¿Y qué ocurrirá cuando un día, sobre el que no cabe duda, los reunamos y a cada uno se le pague por lo que se haya ganado sin que se le trate injustamente?

(26)
Di: ¡Allah, Rey de la Soberanía! Das el Dominio a quien quieres y se lo quitas a quien quieres. Y das poder a quien quieres y humillas a quien quieres. El bien está en Tu mano*. Realmente eres Poderoso sobre todas las cosas.
* [También cabe traducir: el bien es por Tu mano.]

(27)
Haces que la noche entre en el día y que el día entre en la noche. Haces salir lo vivo de lo muerto y lo muerto de lo vivo; y provees a quien quieres sin limitación.

(28)
Que los creyentes no tomen por amigos* a los incrédulos en vez de a los que creen. Quien lo haga… no tendrá nada que ver con Allah. A menos que sea para guardaros de ellos.
Allah os advierte que tengáis cuidado con Él. Y a Allah habéis de volver.
* [Aliados o protectores.]

(29)
Di: Tanto si escondéis lo que hay en vuestros pechos como si lo mostráis, Allah lo sabe. Y conoce lo que hay en los cielos y en la tierra.
Allah es Poderoso sobre todas las cosas.

(30)
El día en que cada uno encuentre ante sí el bien y el mal que haya hecho, deseará que de éste último, le separe una gran distancia.
Allah os advierte que tengáis cuidado con Él.
Allah es Clemente y Misericordioso con los siervos.

(31)
Di: Si amáis a Allah, seguidme, que Allah os amará y perdonará vuestras faltas. Allah es Perdonador y Compasivo.

(32)
Di: Obedeced a Allah y al Mensajero pero si os apartáis…
Ciertamente Allah no ama a los que reniegan.

(33)
Allah eligió a Adam, a Nuh, a la familia de Ibrahim y a la familia de Imrán* por encima de los mundos.
* [La familia de Imrán es la familia de la que procede Maryam y por lo tanto el profeta Isa.]

(34)
(Los eligió) generación tras generación.
Allah es Oyente y Conocedor.

(35)
Cuando dijo la mujer de Imrán*: ¡Señor mío! Hago la promesa de ofrecerte lo que hay en mi vientre, para que se dedique exclusivamente a Tu servicio, libre de las obligaciones del mundo. Acéptalo de mi; verdaderamente Tú eres Quien oye y Quien sabe.
* [Su nombre era Hannah bint Faqud]

(36)
Y una vez hubo parido dijo: ¡Señor mío! He dado a luz una hembra y bien sabía Allah lo que había parido; y no es el varón como la hembra. La he llamado Maryam: A ella y a su descendencia los refugio en Ti del Shaytán lapidado.

(37)
Su Señor la aceptó con buena acogida, hizo que se criara bien y la confió a Zakariyya. Cada vez que Zakariyya la visitaba en su lugar de oración, encontraba junto a ella provisión.
Decía: ¡Maryam! ¿Cómo es que tienes esto?
Decía ella: Esto procede de Allah, es cierto que Allah provee a quien quiere sin limitación.

(38)
Entonces Zakariyya suplicó a su Señor y dijo: ¡Señor mío! Concédeme una buena descendencia procedente de Ti; realmente Tú eres el que atiende las súplicas.

(39)
Y los ángeles lo llamaron mientras permanecía en pie rezando en el lugar de oración: Allah te anuncia la buena noticia (del nacimiento) de Yahya, que será confirmador de una palabra de Allah*, señor, casto, y de entre los justos, profeta.
* [La Palabra de Allah es el profeta Isa, Jesús.]

(40)
Dijo: ¡Señor mío! ¿Cómo es que voy a tener un hijo si he alcanzado ya la vejez y mi mujer es estéril?
Dijo: Así es, Allah hace lo que quiere.

(41)
Dijo: ¡Señor mío! Dame una señal.
Dijo: Tu señal será que, durante tres días, no podrás hablar a la gente excepto por señas.
Invoca mucho a tu Señor y ora mañana y tarde.

(42)
Y cuando dijeron los ángeles: ¡Maryam! Allah te ha elegido, te ha purificado y te ha escogido entre todas las mujeres de la creación).
[Lit. de los mundos]

(43)
¡Maryam! Dedícate por entero al servicio de tu Señor y póstrate e inclínate con los que se inclinan.

(44)
Estas son noticias del No-Visto que te inspiramos.
Tú* no estabas con ellos cuando echaron a suertes con sus flechas para saber cuál de ellos sería el tutor de Maryam, ni estabas allí cuando discutieron.
* [Muhammad]

(45)
Cuando dijeron los ángeles: ¡Maryam! Allah te anuncia una palabra procedente de Él cuyo nombre será el Ungido*, Isa hijo de Maryam; tendrá un alto rango en esta vida y en la Última; y será de los que tengan proximidad.
* [En árabe al-Masih, que se corresponde con Mesías.]

(46)
En la cuna y siendo un hombre maduro, hablará a la gente y será de los justos.

(47)
Dijo: ¡Señor mío! ¿Cómo voy a tener un hijo si ningún hombre me ha tocado? Dijo: Así será, Allah crea lo que quiere; cuando decide un asunto le basta decir: ¡Sé! Y es.

(48)
Y le enseñará la Escritura y la Sabiduría, la Torá y el Inyil.

(49)
Y será un mensajero para los hijos de Israel (y les dirá): He venido a vosotros con un signo de vuestro Señor.
Voy a crear para vosotros, a partir del barro, algo con forma de ave. Soplaré en ello y será un ave con permiso de Allah.
Y sanaré al ciego y al leproso y daré vida a los muertos con permiso de Allah y os diré (sin verlo) lo que coméis y lo que guardáis en vuestras casas. Y, si sois creyentes, en ello tenéis un signo.

(50)
Soy un confirmador de lo que había antes de mí en la Torá y os haré lícito parte de lo que se os prohibió.
He venido a vosotros con un signo de vuestro Señor, así pues, temed a Allah y obedecedle.

(51)
Allah es mi Señor y el vuestro, ¡Adorádle! Esto es un camino recto.

(52)
Y cuando Isa notó rechazo en ellos, dijo: ¿Quién defenderá conmigo la causa de Allah?
Entonces dijeron los más íntimos de los discípulos: Nosotros somos los defensores de Allah, en Allah creemos; da testimonio de que estamos sometidos*.
* [Es decir, somos musulmanes.]

(53)
¡Señor nuestro! Creemos en lo que has hecho descender y seguimos al mensajero, incluye nuestro nombre entre los que dan testimonio.

(54)
Y maquinaron, pero Allah también maquinó y Allah es el que mejor maquina.

(55)
Cuando dijo Allah: ¡Isa! Voy a llevarte y a elevarte hacia Mí y voy a poner tu pureza a salvo de los que no creen.
Hasta el día del Levantamiento consideraré a los que te hayan seguido por encima de los que se hayan negado a creer, luego volveréis a Mí y juzgaré entre vosotros sobre aquello en lo que discrepabais.

(56)
Y a los que no creen, los castigaré con un severo castigo en esta vida y en la Última. No tendrán quien les auxilie.

(57)
Pero a quienes creen y practican las acciones de bien, los recompensaremos cumplidamente. Allah no ama a los injustos.

(58)
Esto te lo contamos como parte de los signos y del Recuerdo Sabio.

(59)
Verdaderamente Isa, ante Allah, es como Adam.
Lo creó de tierra y luego le dijo: ¡Sé! Y fue.

(60)
(Esto es) la verdad procedente de tu Señor, no seas de los que dudan.

(61)
Y a quien, después del conocimiento que te ha venido, te discuta sobre él, dile: Venid, llamemos a nuestros hijos y a los vuestros, a nuestras mujeres y a las vuestras y llamémonos a nosotros todos y luego pidamos y hagamos que la maldición de Allah caiga sobre los mentirosos.

(62)
Ciertamente esta es la verdadera historia* y no hay dios sino Allah. Y en verdad que Allah es el Inigualable, el Sabio.
* [De Isa.]

(63)
Y si vuelven la espalda… Es cierto que Allah conoce a los corruptores.

(64)
Di: ¡Gente del Libro! Venid a una palabra común para todos: Adoremos únicamente a Allah, sin asociarle nada y no nos tomemos unos a otros por señores en vez de Allah.
Y si vuelven la espalda, decid: ¡Sed testigos de que somos musulmanes!

(65)
Di: ¡Gente del Libro! ¿Por qué disputáis sobre Ibrahim, si la Torá y el Inyil no se hicieron descender sino después de él?
¿Es que no razonaréis?

(66)
Y estáis disputando sobre lo que no sabéis. ¿Por qué disputáis sobre aquello de lo que no tenéis conocimiento?
Allah sabe y vosotros no sabéis.

(67)
Ibrahim no era ni judío ni cristiano, sino hanif y musulmán.
Y no uno de los asociadores.

(68)
En verdad los más dignos de (llamar suyo a) lbrahim, son los que le siguieron, este Profeta y los que creen. Y Allah es Protector de los creyentes.

(69)
Hay algunos de la gente del Libro que quisieran extraviaros, pero sólo se extravían a sí mismos sin darse cuenta.

(70)
¡Gente del Libro! ¿Por qué negáis los signos de Allah si sois testigos de ellos?
(71)
¡Gente del Libro! ¿Por qué disfrazáis la verdad de falsedad y ocultáis la verdad a sabiendas?

(72)
Una parte de la gente del Libro dijo: Creed en lo que se les ha hecho descender a los que creen sólo al principio del día, pero dejad de creer en ello al final; puede que así desistan.

(73)
Y no creáis en nadie que no siga vuestra misma forma de Adoración – Di: La guía de Allah es la Guía – ni creáis que se le pueda dar a nadie lo que se os ha dado a vosotros, ni que pueda tener pruebas contra vosotros ante vuestro Señor.
Di: El favor está en manos de Allah, y Él lo da a quien quiere.
Allah es Espléndido y Conocedor.

(74)
Distingue con Su misericordia a quien quiere; Allah es Poseedor del favor inmenso.

(75)
De la gente del Libro hay algunos que si les confías una gran cantidad de dinero, te la devuelven, pero hay otros que aunque les confíes un dinar, sólo te lo devuelven después de pedírselo con insistencia.
Eso es porque ellos han dicho: No hay medio de ir contra nosotros por lo que hagamos con los ignorantes*, diciendo una mentira contra Allah a pesar de que saben.
* [El término «ignorantes» es traducción de Ummiyyin que se refiere a los no judíos y equivale a «gentiles», aunque significa literalmente iletrado o analfabeto.
Sobre esta aleya los comentaristas destacan que los judíos pretendían que Allah les había hecho lícita la riqueza de los que no fueran judíos y como consecuencia podían transgredir las leyes con ellos y obtener sus bienes por medios ilegítimos como la usura.]

(76)
¡Muy al contrario! Quien cumple su compromiso y es temeroso… Allah ama a los que Le temen.

(77)
La verdad es que los que venden el pacto de Allah y sus juramentos a bajo precio, no tendrán parte en la Última Vida.
Allah no les hablará ni los mirará el Día del Levantamiento ni los purificará: Tienen un castigo doloroso.

(78)
Y hay una parte de ellos que tergiversan el Libro con sus lenguas, para que creáis que lo que recitan es parte de él.
Pero no es parte del Libro. Dicen: Esto viene de Allah; pero no es cierto que venga de Allah.
Dicen una mentira contra Allah, a sabiendas.

(79)
No cabe en un ser humano a quien Allah le ha dado el Libro, la Sabiduría y la Profecía, que diga a los hombres: Sed siervos míos en vez de (siervos de) Allah; sino más bien: Sed maestros, puesto que conocéis el Libro y lo habéis estudiado.

(80)
Y no os ordena que toméis a los ángeles y a los profetas como señores. ¿Os iba a ordenar la incredulidad después de haber sido musulmanes?

(81)
Y (ten presente) el compromiso que Allah pidió a los profetas: Os damos parte de un Libro y de una Sabiduría, luego vendrá a vosotros un mensajero que confirmará lo que tenéis; en él habréis de creer y le habréis de ayudar.
Dijo: ¿Estáis de acuerdo y aceptáis, en estos términos, Mi pacto? Dijeron: Estamos de acuerdo. Dijo: Dad testimonio, que Yo atestiguo con vosotros.

(82)
Quien dé la espalda después de eso… Esos son los que se salen del camino.

(83)
¿Acaso desearéis algo distinto a la Práctica de Adoración aceptada por Allah, cuando todos los que están en los cielos y en la tierra están sometidos a Él, de grado o por fuerza, y a Él tenéis que volver?*
* [En otra lectura: «Y a Él tienen que volver».]

(84)
Di: Creemos en Allah y en lo que se ha hecho descender para nosotros y en lo que se hizo descender sobre Ibrahim, Ismail, Ishaq, Yaqub y las Tribus, así como lo que le fue dado a Musa, a Isa y a los profetas, procedente de su Señor; no excluimos a unos y aceptamos a otros y a Él estamos sometidos.

(85)
Y quien desee otra práctica de Adoración que no sea el Islam. no le será aceptada y en la Última Vida será de los perdedores.

(86)
¿Cómo guiará Allah a unos que después de haber creído y de haber atestiguado la verdad del Mensajero y después de haberles llegado las pruebas claras han renegado?
Allah no guía a las gentes injustas.

(87)
La recompensa de éstos será que la maldición de Allah, la de los ángeles y la de todos los hombres, caerá sobre ellos.

(88)
Inmortales en ello, no se les aliviará el castigo ni se les aplazará.

(89)
Salvo aquellos que se vuelvan atrás arrepentidos y se corrijan, pues es verdad que Allah es Perdonador, Compasivo.

(90)
Ciertamente a los que han renegado después de haber creído y luego han persistido aumentando su incredulidad, no se les aceptará el arrepentimiento.
Ellos son los extraviados.

(91)
El que se niegue a creer y muera siendo incrédulo no se le aceptará ningún rescate; aunque diera todo el oro que cabe en la tierra.
Esos tendrán un castigo doloroso y no habrá quien les auxilie.

(92)
No alcanzaréis la virtud, hasta que no deis de lo que amáis.
Y cualquier cosa que deis, Allah la conoce.

error

Comparte nuestros contenidos !

Siguenos
WhatsApp
error: Content is protected !!
Abrir chat
Assalamu Alaykum
Comunidad Islamica en Mexico
Hola. Gracias por visitar nuestro sitio. En qué podemos ayudarte?